19-08-2015

Artículo destacado de Programa Presente en la Revista Educar.

"Se hace cada vez más urgente que los colegios asuman la asistencia como una prioridad -ya no meramente administrativa - sino pedagógica.


Publicado el 07/04/2015

La asistencia: ¿un asunto administrativo?


En nuestro país, el ausentismo crónico ha ido en aumento en la última década, llegando a cifras alarmantes de un 65% en prebásica y sobre un 40% en el primer ciclo de enseñanza básica. 


En la oficina de inspectoría se acumulan los libros de clase para chequear que la asistencia de los alumnos haya sido registrada con sus puntos y cruces, sin error. “Por una equivocación arriesgamos una multa grande”, dice la asistente que apoya al inspector.  Una vez hecho aquello, se cumplirá con el protocolo: pedir justificativos médicos, citar al apoderado, enviar una carta de advertencia o incluso hacer una visita al hogar. “Cada año nos ponemos más firmes con las sanciones”, dice el  inspector, “pero sigue bajando la asistencia”.

Se trata de un problema crónico  que afecta notoriamente el aprendizaje de los alumnos. “Si un estudiante falta un 10% o más del año escolar, estamos frente a un problema mayor: el del Ausentismo Crónico, que incide no solo en la etapa escolar sino también en su futuro académico”, explican Carolina Larrain C. y Rebeca Molina L., directoras del Programa Presente que busca apoyar a los establecimientos y así evitar que ocurran ese tipo de situaciones.

Consecuencias graves

Por el solo hecho de ausentarse un 10% o más al año, un alumno tendrá mayores dificultades para aprender y altas probabilidades de desertar. Este estudiante no podrá desarrollar los hábitos que se requieren para la vida laboral (como responsabilidad, esfuerzo y compromiso), por lo que en la adultez enfrentará mayores períodos de cesantía, peores trabajos y menores sueldos que sus pares. Todas estas consecuencias tienen un impacto aún más fuerte en los alumnos vulnerables.

En el sistema escolar chileno la asistencia es un factor determinante en los ingresos de los colegios por concepto de subvención,  lo que ha llevado a que  ésta se aborde como un tema netamente administrativo. Al profesor jefe se le ha liberado de esta labor para que centre su trabajo en lo pedagógico.

Por ello se hace cada vez más urgente que los colegios asuman la asistencia como una prioridad –ya no meramente administrativa- sino pedagógica.  “Necesitamos ¡ya!  que todos los miembros de la comunidad escolar se comprometan, que los alumnos sean conscientes de que cuando hablamos de su futuro la asistencia sí importa, ya que cada día cuenta en el año escolar ”, dicen ambas directoras.

Volver a Novedades